Dias antes…

¿Qué tal si nunca te olvido?

Qué tal y si en toda mi vida, mientras conozca a alguien nuevo, no pueda alcanzar sentir por ellos por que no eres tú. Qué tal y si paso la eternidad preguntándome porqué no fuistes tú. Tal vez encuentre a la persona que siempre ha estado en mi. Pero y si por alguna razón, no puedo repudiar tus labios. Tu cuerpo, tus manos, tus ojos. Y es que tal vez no fuistes el primero en todo, pero sí el primero en hacerme sentir el deseo. Y dime, ¿cuál importa más?

Quien entonces, ha de buscar ahora, las ideas en mi mente. Por que, no podría, sobrevivir a que nadie mas supiera la forma, en la que sacas de mi, los mejores besos – o versos- Algo si se, que nunca podre sacarte de ti, y es que no todo trata sobre quien logro llegar al climax conmigo. Si no de la persona quien me enseno a sentir, sin pretextos. Si, tu, que no importa cuantas veces quieras volver, te recogeré. Piensas que tal vez no es justo para la otra persona, créeme lo pienso, pero dime ¿Quien manda en el corazón? ¿Acaso tu?, ¿acaso yo? ¿Acaso Dios? Le pido con todas mis fuerzas que no lo permita. Que no permita que te recuerde con este sentimientos por toda la eternidad. Que pueda rebasar tus efectos en mi. Tus caricias, tus miradas,, tu voz, tus palabras, tu sinceridad. TU. 

 

Y de las miles de cartas que he escrito, otras que he quemado, y las que no he escrito. Serán la razón por la cual siempre escriba. Por que, a causa de mi -y de ti- o tal vez del mundo entero tendremos que dejarlo morir. No, aquí no morirás, siempre, ten por seguro, que dentro de cada escrito, te encontraras. Y aquí estoy, escribiendo como si algún día llegaras a leer esto. La satisfacción de que, al fin, no conocerás todas las palabras emitidas por mi. Y mientras mis ojos demoran la llegada del sueno, y mis manos desean el descanso eterno, terminare con el suspiro de que un día fue

Y fue hermoso.

Leave a Comment:

SCROLL TO TOP